Hechizo para enamorar a un hombre utilizando azúcar

Las velas blancas son uno de esos materiales que suelo utilizar en los hechizos de amor. Sirven para atraer el amor de esa persona que tanto amas. Para que encuentre el camino hasta a ti. Pero también pueden emplearse rojas. Las velas de este color representan el amor.

Para este hechizo para enamorar también emplearemos otro material que seguro que tienes en casa. Lo sueles utilizar para dar dulzor a tu café de la mañana o para elaborar esas deliciosas tartas que con tanto cariño realizas. Precisamente eso transmite el azúcar el amor dulce. Ese amor que sientes por ese hombre que tanto amas. El azúcar te ayudará a que él sienta más pasión hacia ti.

Hechizo para enamorar a un hombre utilizando azúcar

Materiales

  • Dos velas rojas.
  • Cerillas.
  • Plato.
  • Azúcar.

Cómo realizar el hechizo de amor

  • Coloca ambas velas en el plato.
  • Alrededor de las velas traza un círculo con el azúcar.
  • Enciende ambas velas con la misma cerilla.
  • Repite 7 veces “(Nombre del amado) piensa en mí, quiéreme. No mires a ninguna otra mujer sólo a mí.”
  • Este ritual de amor deberás de repetirlo durante siete noches seguidas, siempre antes de dormir. Deberás hacerlo en una habitación en la que puedas estar sola, sin que nadie te moleste.
  • En la última noche las velas han de consumirse por completo.
  • Deshazte de los restos de la vela que quede en el plato.
  • Ya tan solo deberás esperar a que esa persona que tanto amas se ponga en contacto contigo. Los tres días próximos a acabar este hechizo de amor intentará hablar contigo, así que estate atenta a cualquier señal.

No olvides seguir todo el proceso para que se haga realidad tu deseo. Si aún sientes preocupación por este ritual de amor, estáte tranquila porque no le harás ningún daño a él ni a ti misma. Es magia blanca que para cuestiones de amor es muy efectiva.

También te recomiendo que eches un vistazo a los siguientes hechizos de amor.

Hechizo del vaso con agua y azúcar

Con el siguiente ritual además de seducir a la persona amada también la harás más dulce, más cariñosa y se interesará más por ti. Además, añadiremos un poco de miel para que no haya manera de fallar en la conquista de tu verdadero amor.

Los materiales que emplearás en este hechizo del vaso con agua y azúcar son:

  • Un vaso de vidrio.
  • Un plato blanco.
  • Tres cucharadas de azúcar.
  • Tres cucharadas de miel.
  • Papel.
  • Un bolígrafo negro.

Procedimiento:

  • Empieza escribiendo el nombre completo de tu amor en el papel.
  • A continuación, en el reverso anota lo siguiente: «Que tu amor por mí crezca y se vuelva dulce como esta miel que endulzará este papel.»
  • Dobla el papel tres veces e introdúcelo en el vaso.
  • Ahí vierte las tres cucharadas de miel sobre el papel muy lentamente. Mientras realizas este paso mentaliza tu amor viniendo hacia ti, muy apasionado, dulce y sobre todo muy cariñoso.
  • Luego, añade las tres cucharadas de azúcar.
  • Toma un plato blanco y coloca el vaso de vidrio encima del revés. O sea, con la base hacia arriba. Con este paso generaremos que las ideas de esa persona y su amor se muevan, que se enfoque solo en ti.
  • Por último, tendrás que dejar el vaso volteado al revés sobre el plato durante 24 horas consecutivas.

Hechizo con azúcar para que regrese

El azúcar es un elemento con mucho poder en el mundo esotérico, ya que sirve para potenciar el lado más dulce de la persona a la que estamos destinando el conjuro. Así, un hechizo con azúcar hará que tu ex vuelva a sentir por ti. Esté mucho más cercano y cariñoso. Ya no te verá como una persona extraña.

Hechizo con azúcar y papel

Hechizo de amor con cigarro y azúcar

  • Un cigarro.
  • Un poco de azúcar moreno.
  • Un bolígrafo rojo.
  • Cerillas de madera.

Los pasos que deberás seguir son:

  • Empieza escribiendo en un extremo del cigarro, donde empieza a consumirse, con el bolígrafo el nombre de tu ex.
  • Añade un poco de azúcar en ese lado.
  • Ahora, enciende el tabaco y mientras se consume recita la siguiente frase: «Mientras este cigarro se consume, tu amor por mí crecerá.»
  • Una vez que haya terminado de consumirse, deposita los restos en un jardín o en una maceta que tengas en tu hogar.